1173 veces visto

En un ejercicio histórico, aprovechando la tecnología y pese a los retos de conectividad en el campo

FNC lidera primer gran encuentro virtual nacional para analizar efectos de covid-19 y alternativas para el sector

  • En un ambiente de gran cordialidad y respeto, los participantes expusieron los principales desafíos y las soluciones que se han contemplado o propuesto.
  • En el encuentro se expuso también toda la política que, en coordinación con el Gobierno nacional, la FNC ha puesto en marcha, así como el trabajo en materia de asistencia técnica, alivios crediticios, precios de fertilizantes y para la continuidad del ejercicio de la garantía de compra

Bogotá, abril 2 de 2020 (Prensa FNC)- En un ejercicio inédito e histórico, representantes y directivos cafeteros de todo el país se reunieron hoy de forma virtual para analizar los efectos de covid-19 y las posibles alternativas para mitigar su impacto en el sector cafetero, motor clave de la economía.

Ante más de 200 asistentes remotos, el encuentro fue liderado por el Gerente General de la Federación Nacional de Cafeteros (FNC), Roberto Vélez Vallejo, a manera de primer “Conversemos con el Gerente” virtual nacional.

En el encuentro virtual, muestra de unidad gremial, trabajo en equipo y aprovechamiento de la tecnología, participaron los representantes principales y suplentes de los 15 comités departamentales, los miembros del Comité Directivo, directores ejecutivos y gerentes de la FNC, entre otros.

“La institucionalidad cafetera sigue trabajando para que este barco no se detenga nunca”, dijo Javier Bohórquez, presidente del Comité Directivo de la FNC, a manera de bienvenida, para enseguida resumir los principales desafíos del sector, empezando por cuidar la salud de las zonas cafeteras, así como garantizar la recolección de la próxima cosecha.

En su intervención, Vélez Vallejo subrayó el carácter histórico de este primer encuentro virtual en la actual coyuntura de la pandemia del coronavirus, algo inédito para muchas generaciones. “En estos momentos, el café es la única buena noticia que tiene Colombia, vuelve a ser el motor de la economía”, dijo.

El Gerente destacó que los decretos y resoluciones expedidos por el Gobierno nacional en la actual coyuntura sanitaria recogen los principales planteamientos e inquietudes que ha transmitido la FNC gracias a sus intensas gestiones y liderazgo.

José Humberto Devia, coordinador de servicios de salud de la FNC, insistió en que preservar la vida de las personas es la prioridad durante la próxima cosecha y destacó que la FNC actuó de forma anticipada ante covid-19 con recomendaciones generales. “El 90% de la solución la tenemos nosotros, la comunidad”, dijo.

Devia explicó que el nuevo coronavirus es eminentemente urbano, lo que ayudará a mantener las zonas cafeteras relativamente a salvo de la enfermedad covid-19. Dado que la inmensa mayoría de las fincas son pequeñas, para lo cual basta evitar el ingreso de extraños en la recolección, en las fincas medianas y grandes las medidas preventivas se centrarán en los recolectores.

Campamentos de alojamiento bien espaciados, horarios escalonados de almuerzo, selección y traslado de grupos cerrados de recolectores sanos y aislamiento de casos sospechosos son algunas medidas para garantizar la salud de las personas en la cosecha, que se compartirán en una cartilla de próxima difusión.

En el encuentro se expuso también todo lo que la FNC ha hecho en materia de asistencia técnica, alivios crediticios, precios de fertilizantes y la continuidad de la garantía de compra, como parte de los bienes y servicios públicos que siguen prestando la institucionalidad cafetera.

«No hemos parado ni un solo día ni vamos a parar para entregar la garantía de compra a los caficultores. La cadena de suministro de café sigue operando durante el confinamiento», aclaró Juan Camilo Ramos, Gerente Comercial de la FNC.

En un ambiente de gran cordialidad y respeto, los representantes cafeteros regionales propusieron, entre otras cosas, la creación de una Bolsa de Empleo Cafetera que facilite, por un lado, la búsqueda de empleo para quienes ahora carecen de uno, y, por el otro, la contratación de recolectores para quienes los requieran.

Otras inquietudes o planteamientos coincidentes, además de la salud de la población, son alivios crediticios, precios de fertilizantes, falta de inversión en el campo y de política agropecuaria, seguridad alimentaria, coordinación interinstitucional, trabas a la movilidad de cafeteros e intermediarios que buscan lucrarse en la coyuntura, entre otros.

El Gerente General se mostró sorprendido con la cantidad de propuestas hechas desde las regiones, explicó en qué soluciones ha estado trabajando la FNC para hacer frente a algunas de las inquietudes y se comprometió a buscar apoyos para otras que sean factibles. “Tenemos que ser monolíticos y solidarios con el cafetero”, anotó.

Ejemplo de lo anterior es el reciente anuncio de un apoyo, por $8.572 millones para renovación de cafetales, a pequeños productores como población vulnerable que puede verse afectada en la actual coyuntura sanitaria.